El Partido Popular rechaza el cinismo del PSOE con la Central Nuclear de Almaraz

El Partido Popular de la Provincia de Cáceres lamenta que el PSOE siga sin tener una postura clara cuando se habla del cierre de la Central Nuclear y que sólo busque el titular en la prensa. Como ejemplo, las declaraciones de su secretario General y presidente de la Diputación en el último pleno de la institución provincial, en las que se mostró a favor de la continuidad de la vida útil de la central mientras que sus diputados en el Congreso, Senadores y otros representantes provinciales socialistas votan lo contrario.

El Partido Popular cree que es un gran ejercicio del cinismo mostrarse en contra del cierre de la Central Nuclear de Almaraz presidiendo la Diputación de Cáceres y a la vez no hacer nada como Secretario General de la provincia, mientras que sus dos diputados en el Congreso, sus dos Senadores y sus representantes en la Asamblea piensan todo lo contrario y cuando su partido defiende semana tras semana una postura inamovible e intransigente que mandará al paro a 3.000 personas en la provincia.

Hay que recordar que fue por iniciativa del Grupo Popular en la Diputación de Cáceres por lo que se ha llegado a un acuerdo para realizar una declaración institucional sobre este asunto. Desde el Partido Popular de la Provincia de Cáceres pedimos a Miguel Ángel Morales que aparque la demagogia, las fotos y los brindis al sol y exija a su Secretario General Regional, a sus representantes en Cortes, a sus alcaldes y concejales y a su delegado del Gobierno que dejen de mentir a los extremeños, cesen de su empeño en ganar puntos ante Pedro Sánchez y actúen.

El próximo otoño se votará la Proposición no de Ley que el Grupo Parlamentario Popular ha presentado en el Congreso de los Diputados. Si realmente el PSOE de Extremadura y de la Provincia de Cáceres está a favor de la continuidad tiene una oportunidad idónea de pasar de las palabras a los hechos votando a favor de esta PNL que insta a la inmediata moratoria del cierra nuclear programado.

Si es verdad que el Partido Socialista apoya la Central Nuclear sus diputados cacereños deberían votar en esta Proposición no de Ley lo mismo que el Partido Popular y llegar a un consenso real. El PP valora positivamente las intenciones de consensuar una postura común, pero no vale que sólo se haga en una institución mientras que en las otras se opta por el enfrentamiento, la mentira (como las del delegado del Gobierno negando el cierre) y la demagogia, cuando lo que se juega esta provincia y toda Extremadura es mucho con este asunto.

Los extremeños ya no se creen que en la región se diga una cosa, pero en Madrid se vote lo contrario sin el menor escrúpulo. No se puede estar en contra del cierre de la Central Nuclear de Almaraz y no mover ni un dedo en Madrid. No se puede estar a favor del mundo rural y votar una y otra vez en contra de iniciativas que benefician a los extremeños en materia de alta velocidad, infraestructuras o transporte. No puedes pedir a la Junta que finalice la conexión por autovía del Norte con Portugal y no mover ni un dedo para que se aceleren las obras de la conexión entre Cáceres y Badajoz.

El PSOE de la Provincia de Cáceres no puede decir que está a favor de la viabilidad de nuestros pueblos y a la vez actuar como sucursal del sanchismo, que solo entiende los entornos rurales como espacios en los que la vida cotidiana de las personas está condenada.

Foto del avatar
Acerca de Dpto. de Redacción 1283 Articles
Toda la actualidad de Jarandilla de la Vera

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Florencio Vallinot.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.