Diputación de Cáceres y Comité Ipiranga se “reencuentran” para sentar las bases de cooperación en sanidad pública y trabajar, especialmente, en la formación contra enfermedades tropicales

El Presidente Miguel Ángel Morales ha recibido a Tony López para perfilar la colaboración entre la Diputación de Cáceres y la ONG Comité Ipiranga. Un “reencuentro” –ya habían colaborado desde Cooperación años atrás- que quiere centrarse, especialmente, en la formación. “La viabilidad de un proyecto pasa por la formación de la gente local … que puedan quedarse y asumir una responsabilidad, hay que darles y facilitarles una formación, una herramienta … ante un enfermo no puedes solo dar buena voluntad, tienes que dar un diagnóstico y un tratamiento” afirma la médica y especialista en medicina tropical. Precisamente la reunión entre Miguel Ángel Morales y Tony López ha sido para establecer las bases de esta viabilidad en un “futuro inmediato” y buscar otros puntos de colaboración para la formación sanitaria.

En los ojos de esta mujer se ve un brillo de sorpresa cuando encuentra, con la mayor facilidad posible, como si siempre hubiera estado ahí por derecho propio, un simple punto de luz y poder cargar su portátil para compartir fotografías de su proyecto. Y es que, desde su lugar de trabajo, “un barco-hospital”, -lo que para nosotros podría ser una especie de centro de salud móvil-, recorre durante siete meses al año, navegando por el río Purús, en el Amazonas Brasileño, comunidad tras comunidad para prestar asistencia sanitaria. Las condiciones ni siquiera son comparables a las que conocemos: la luz llega a través de un grupo electrógeno. Los puntos de luz, no existen.

Antonia López González, Tony, fundadora y presidenta de la ONG Comité Ipiranga, médica especialista en medicina tropical, experta en hansenología, y Medalla de Extremadura, ha relatado en el encuentro cómo es un día de trabajo a bordo de su “barco-hospital”:

“… un barco que está en la región del Purús, en el estado de Amazonas, a 7 días de la ciudad de Manaos. El barco recorre comunidades tras comunidades, en total 191 comunidades en siete meses generalmente. Llega una comunidad, realiza una asistencia, entre una semana y diez días, dependiendo de la necesidad. Tenemos un agente de salud, un enfermero que queda allí y hace el trabajo de emergencia y nosotros, lo que hacemos, es realizar un diagnóstico más preciso, auxiliarlo, pasar información, dejarle material médico y, sobre todo, tener contacto con la comunidad para el control de la enfermedad de Hansen, que es una enfermedad endémica en el área y donde es importante hacer el control porque es una enfermedad que no tiene un control fácil, no existen unos exámenes laboratoriales, tiene que ser siempre a través de la clínica”

Invertir en Sanidad pública

El Presidente de la Diputación, Miguel Ángel Morales, ha mostrado todo el apoyo de la Diputación de Cáceres, “que vuelve a colaborar con Ipiranga” porque como ha señalado “hay que aprovechar toda la sabiduría de las personas que están trabajando mucho y bien en el ámbito de la cooperación internacional y en el ámbito sanitario”.

Así, ha explicado que la Diputación va a invertir este año 20 mil euros “y continuaremos incrementando este proyecto de colaboración y cooperación” ha señalado. “Se abre un nuevo frente muy importante y es invertir en sanidad pública; cada vez son más las enfermedades tropicales que están imperando en la Europa Occidental y es fundamental tener la sabiduría de médicas como Tony López que lleva trabajando más de 30 años y puede formar a médicos cacereños, extremeños”

Además, Morales ha anunciado que desde la Diputación de Cáceres se va a incentivar la formación y colaboración de sanitarios, “vamos a ofrecer al Colegio de Médicos de Cáceres la posibilidad de formación de médicos en este tipo de enfermedades tropicales”.

Precisamente la formación ha sido el tema clave del encuentro porque, si bien el Proyecto de Salud también se ocupa de “la asistencia desde el hospital”, la formación es, en palabras de Tony López, “fundamental”.

“La formación de gente local es fundamental porque conocen el modo de vida, soportan mejor las condiciones. Insistimos en esta parte de la formación y la investigación en las enfermedades tropicales. Siempre que se habla de grandes organismos, grandes hospitales, están centrados en Europa o en países que tienen capacidades de logística y estructuras viables. Ligarlos a una ONG es más complejo, pero nosotros tenemos el trabajo de campo, nosotros somos los que estamos más próximos a estas personas que sufren esta endemia. Por eso nos hemos centrado mucho en la formación; al final, un proyecto de desarrollo tiene que ver con su viabilidad y, sin duda, la viabilidad pasa por la formación de la gente local, fundamentalmente indígenas que puedan quedarse y asumir una responsabilidad; hay que darles y facilitarles una formación, una herramienta. Ante un enfermo no puedes dar sólo buena voluntad, tienes que dar un buen diagnóstico y un buen tratamiento y la formación, para nosotros, es un pilar fundamental” concluye Tony López quien a finales de los 80 comenzó auxiliando a campañas internacionales ligadas a enfermedades tropicales y desde 1992 como proyecto propio, el Proyecto de Salud del Comité Ipiranga. Hoy, 30 años después, la extremeña Tony López, es toda una eminencia en enfermedades tropicales. Aunque ella nunca lo vaya a reconocer.

Comparte esta entrada:

Foto del avatar
Acerca de Dpto. de Redacción 947 Articles
Toda la actualidad de Jarandilla de la Vera

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Florencio Vallinot.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.